domingo, 1 de noviembre de 2015

313 - Serie Jane Jameson - Molly Harper


1.- Las chicas buenas no tiene colmillos

Después de ser despedida de su trabajo en la sección infantil de la biblioteca de Half Moon Hollow, Jane ahoga sus penas en una limonada eléctrica y en alcohol usando su indemnización (un vale regalo de 25 dólares para el Shenaningans). 

En el bar la acompaña un desconocido hombre magnéticamente atractivo (aunque algo pálido, Gabriel Nightingale - quien la sigue y se ocupa de ella cuando el coche de Jane se estropea y un conductor borracho la confunde con un ciervo cuando va en la oscuridad, a pie. Si Gabriel no convierte a Jane, según van las cosas, morirá abandonando un hermoso cuerpo. 

Ser una no muerta, eso sí, será solo el principio de los problemas de Jane. Todavía sin trabajo, tiene problemas de familia, una mejor amiga que se enamora con un hombre lobo (los hombres lobo no se llevan bien con los vampiros); es acusada de asesinato, acosada por su nuevo ligue, y perseguida por su temperamental creador. ¿Qué puede hacer una no-muerta con eso?


2.- Las chicas buenas no salen con chicos malos

Con la boda de su mejor amigo Zeb con temática Titanic avecinándose, la nueva vampiro Jane Jameson se esfuerza por desarrollar su incipiente relación con su enigmático padre, Gabriel. Parece injusto que ella espere dominar las citas con los no-muertos mientras trata con un novio rumbo a un colapso nervioso nupcial, sus hostiles hombres lobo políticos, y el vestido más feo de dama de honor en la historia del matrimonio.

Mientras tanto, el a un paso de ser el futuro abuelo de Jane pone a la abuela Ruthie de nuevo en el mercado. Su nuevo novio, Wilbur, tiene sospechosamente su propia historia de esposas muertas, y pudo o no haber muerto hace diez años. La Viuda Negra de Half-Moon Hollow por fin ha conocido su pareja. ¿Debería Jane advertir a su abuela de los hábitos matrimoniales de Wilbur o dejar que las cosas sigan su curso? ¿Sera Jane siempre una dama de honor no-muerta, nunca la novia no-muerta?

3.- Las chicas buenas no viven para siempre

Nadie le quita el romanticismo a un viaje por el mundo como un novio que puede o no haber roto contigo en una habitación de hotel en Bruselas. Gabriel siempre ha sido impredecible, pero las notas seductoras y anónimos que le esperan en cada parada de las vacaciones internacionales, junto con su comportamiento evasivo en los últimos meses, finalmente empuja a Jane a volar de regreso a Half Moon, Hollow - sola, molesta, y no estando segura si Gabriel acaba de terminar su relación sin llegar a decirlo.

Ahora, la bibliotecaria convertida en vampiro está viviendo con un montón de sangre artificial Tipo O, poca atención de sus amigos y familiares, y sus planes para una valiente Nueva Jane.

Primer paso: Renovar su librería ocultista.

Paso dos: Apoyar a su mejor amigo, Zeb, y su esposa hombre lobo que se preparan para el inminente nacimiento de su bebé... o varios.


Paso Tres: Averiguar quién ha estado enviando cartas amenazadoras, y cómo su hostil acosadora está ligada a Gabriel. Para esta chica bonita, sobrevivir a un corazón roto de repente se convierte en una cuestión de vida y no muerte...

3.5.- Las chicas buenas no firman un contrato de alquiler sin un anillo de compromiso

Jane y Gabriel se mudaran juntos mientras lo mantienen en secreto de su madre. Además del temor de que su madre sepa que ella va a vivir en pecado con su novio, Jane también ha estado tratando con el problema de cómo decirle a Gabriel que está lista para el matrimonio.}

4.- Las chicas buenas no muerden a sus vecinos

Cuando la “no-vida” parece estabilizarse para Jane Jameson, el destino vuelve a hundir sus colmillos y causar estragos. A pesar de la fobia de Jane con el compromiso, la planificación de la boda va sin problemas. Pero todo cambia cuando Jane se encuentra a su antiguo compañero, Jamie Lanier, herido y moribundo fuera de la librería. Cuando Jamie le pide que lo convierta, ella lo hace de mala gana y lleva a Jamie a River Oaks ante la insistencia del Consejo. La vida de Jane se complica aún más cuando el fantasma de su recientemente fallecida abuela Ruthie, declara la guerra a todos los residentes con colmillos de River Oaks.

Fuera de la casa, se esconde una presencia aún más siniestra que parece apuntar al centro del corazón de Gabriel. La mayoría de las novias sólo tienen que preocuparse de elegir el vestido adecuado, pero Jane teme que a este ritmo alguna vez llegue al altar.


No hay comentarios :

Publicar un comentario

linkwithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...